Contactos Periodista Sandy de la Rosa 809-350-6395 sandydelrosa@yahoo.com
Facebook Twitter Google +1     Admin

Se frustra entrega niña secuestrada

20081128212459-9dc84030-eb89-4c85-9fab-eafa6288dd72-1-.jpg-209-400-cropz0x209y400.jpeg

SAN FRANCISCO DE MACORIS.- La presencia de agentes policiales impidió que ayer fuera liberada una menor de 28 meses de nacida, secuestrada la tarde del miércoles mientras salía de un colegio de esta ciudad.

La información fue suministrada por una fuente de crédito, la que indicó que los secuestradores de la niña Johanna Monegro Rossó establecieron comunicación con la madre, Wilmary Madelin Rossó, con quien acordaron el pago del rescate en un lugar que no fue revelado.

Sin embargo, antes de llegar al sitio establecido la madre recibió una llamada en su celular diciéndole que quedaba sin efecto el canje debido a que los secuestradores notaron la presencia de algunos agentes que la acompañaban.

Esta mañana la señora Rossó lloraba al tiempo que pedía a los que tienen su hija que se la devuelvan y que va a pagar el rescate que piden.

El padre de la menor, un empleado de una agencia federal de los Estados Unidos, Johnny Monegro, se mostró dispuesto a pagar el dinero.

El plagio de la niña Monegro Rossó se produjo pasado el mediodía del miércoles cuando una mujer de unos 25 a 27 años se presentó al colegio Iadis alegando que es prima de la madre de la menor y que envió a buscarla, por lo que la profesora Marilenny Abreu Frías se la entregó.

Según los informes, la mujer, que se desplazaba en una motocicleta negra tipo Passola, partió con la niña con rumbo desconocido y a las 3:00 de la tarde los autores del secuestro llamaron al teléfono (809) 588-0855, que corresponde a una vecina de la madre de la menor, exigiendo medio millón de pesos a cambio de la liberación de la infante.

Al conocerse la información, decenas de personas residentes en el barrio Pueblo Nuevo, donde reside la niña secuestrada, se presentaron a la calle Billini 177, parte atrás, en demostración de solidaridad hacia la familia.

El padre de la niña reside en los Estados Unidos desde hace varios años, y su familia vive modestamente.

Profesores del colegio Iadis manifestaron preocupación por el caso, en tanto los parientes de la niña pidieron a los autores del secuestro liberarla.

Una mujer  detenida para ser investigada en torno al caso fue puesta en libertad ayer, tras presentarla en una rueda de detenidos.

Los investigadores presumen que alguno los autores del hecho reside en el área o conoce la familia, ya que utilizaron el teléfono de la vecina de la madre de la menor para su primera llamada, y posteriormente lo hicieron a la casa de los parientes de la niña.

Elnacional

Viernes, 28 de Noviembre de 2008 21:24 sandy sin tema

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.